© Getty Images

Horacio Zeballos ha ganado dos ATP Masters 1000 en 2019 y fue finalista del último US Open con Marcel Granollers.

Zeballos: “Quiero Seguir Por Mucho Más”

El argentino se estrena esta semana como No. 3 del mundo del Ranking en dobles y se pone nuevas metas.

Horacio Zeballos habla pausado y con calma. Se nota ya desde el tono de voz que el volver a casa post US Open le sienta bien, y no solamente por el poder compartir mayor tiempo con su esposa Sofía y con sus hijos Fausto y Emma. El argentino, flamante No. 3 del Ranking ATP, en dobles, es tiempo de poder canalizar todo lo que ha logrado en lo que va de la temporada 2019. Y no es poco.

Hoy, a sus 34 años, Zeballos siente que está pudiendo cumplir rápidamente su aspiración cuando se decidió por volcar su carrera ciento por ciento a la modalidad del dobles, hace un par de temporadas. Si bien el placer que siente al competir haya sido principal estandarte, que lleguen resultados de tamaña magnitud lo vuelven todo mucho mejor aún.

“Los resultados que tuvimos me ponen muy contentos. Jugamos dos torneos con Marcel Granollers, ganamos uno e hicimos final en el otro. Y torneos muy grandes, un Masters 1000 y un Grand Slam”, relata. No obstante, ‘Cebolla’ sabe que el esfuerzo viene de hace tiempo. “Esto es para lo que trabajo y quizá me llegó algo antes de lo previsto. Pero bienvenido sea”, dijo, sonriente.

No obstante, estos resultados tiene también su explicación en la dedicación de las últimas temporadas. “No solamente es algo de esto últimos meses si no algo que vengo llevando a cabo en este año sobre todo. Ahora tocó con Marcel Granollers, antes con Machi González, que veníamos bien. Y antes con diferentes compañeros”, explicó.

Mientras tanto, Cebolla quedó cerca de la carrera ATP a Londres. En compañía de Marcel Granollers, su flamante socio desde la lesión de González en Wimbledon, suma 2.200 puntos (¡en apenas un mes que llevan jugando juntos!) y se colocan en el décimo casillero. Ya sin Grand Slams por delante, el argentino tendrá dos Masters 1000 en octubre (Shanghai y el de París).

También Podría Interesarle: Nadal: “No Me Siento Mayor”

“Siempre intento jugar con un mismo compañero pero se dieron situaciones especiales y tuve que ir adatándome al momento. Marcel es un gran amigo y eso hizo que juguemos mejor”, continúo. 

Zeballos hace tiempo que encontró en los dobles su lugar en el mundo. En esta modalidad de caballeros, nunca un argentino se había metido entre los 10 mejores y el marplatense rompió esa racha y superó las marcas de Luis Lobo (12°), Guillermo Vilas (13°) y Javier Frana (14°). Zeballos llegó a ser No. 39 del mundo en singles, modalidad en la que consiguió un trofeo ATP en Viña del Mar 2013 ante… Rafael Nadal.

¿Cuántas veces volvó a ver la aquella final contra el español? “Muchas veces…”, dice sin dudarlo. “Especialmente cuando jugaba singles o antes de un partido, cuando tengo tiempo en el club: me miraba esa final para darme confianza y recordar ese momento que fue único en mi carrera”.

“Me había puesto el objetivo de terminar Top10 esta temporada, tal vez el año que viene, porque siento que todavía me falta seguir aprendiendo algunas cosas para mejorar mi juego de dobles. Y estar ahora ya No. 3 del mundo es algo único.

¿Le generó algo especial verte ahí en el podio de los mejores doblistas del mundo? “Sin dudas. Abrí la página de la ATP y verse 3º del mundo me genera una alegría inmensa. Estoy realmente muy contento… entre a la página una y otra vez estos días”, bromeó y aseguró: “Es algo que me tiene que poner muy orgulloso”. Lejos de conformarse, Zeballos tiene nuevos objetivos: sabe que ningún compatriota suyo pudo coronarse en un Grand Slam y, entre otras cosas, irá por ello en cada Major.

“Me encantaría seguir cumpliendo objetivos, sueños, y poder seguir perfeccionándome y ser mejor aún como jugador”, aseveró. La decisión y el rumbo están claro para el zurdo argentino: “Estoy muy contento con lo que ya logré pero quiero seguir por mucho más”.

Más Historias como esta