© Yann Coatsaliou/Getty Images

Borna Coric le ganó a Jaume Munar el partido más largo de 2019 en la segunda ronda de Montecarlo.

Coric Supera Una Maratón Ante Munar

El croata superó al español en tres horas y 29 minutos de partido

La remontada, como el partido, fue espectacular. Borna Coric debutó en el Rolex Monte-Carlo Masters volteando un partido que tenía muy complicado. El martes, el croata ganó 6-7(3), 7-6(7) Y 6-4 a Jaume Munar en tres horas y 29 minutos de partido, estableciendo así el encuentro de mayor duración de 2019.

El español, que había derrotado la semana pasada Alexander Zverev en Marrakech, estuvo muy cerca porque dispuso de una pelota de partido en el desempate de la segunda manga, con 6-5 en el marcador. Sin embargo, Coric se aferró a su faceta más luchadora para forzar el tercer parcial, donde rubricó la victoria.

Munar, que recibió un wild card de la organización para disputar el cuadro final, se había impuesto en su debut al local Lucas Catarina sin problemas. Ante Coric, sin embargo, el español necesitó sufrir, dando lo mejor de sí mismo para intentar alcanzar los octavos de final en el tercer ATP Masters 1000 del año.

En el primer parcial, Coric rompió el saque de su contrario y se colocó 4-3, mandando en el marcador. La reacción de Munar no se hizo esperar, y el español le devolvió el break al croata al juego siguiente.

También Podría Interesarle: Pella También Puede Con Cilic En Montecarlo

Apretando los dientes, el No. 61 del mundo se plantó en el tie-break de esa primera manga, donde golpeó a Coric con unos golpes inteligentes, consiguiendo tomarle la delantera al encuentro, mostrándose superior a un rival muy complicado.

Durante el comienzo del segundo set, Munar presionó para tratar de romperle el saque a Coric, algo que consiguió rápidamente para ponerse 2-0 en el marcador. Con mucha paciencia, trabajando los puntos, Munar llegó a estar 4-2, acariciando la clasificación ante un rival en clara trayectoria ascendente.

Desde ese momento, el croata elevó su nivel, arrebatando el servicio de su oponente y obligándole a disputar el tie-break. Ahí fue donde Coric salvó un punto de partido, empató el duelo y puso rumbo a la victoria, que rubricó desde el comienzo de ese set decisivo.

Con 60 golpes ganadores y 52 errores no forzados, Coric eliminó a Munar cuando el sol se había marchado de Montecarlo y cerró su pase a octavos, donde se encontrará con el ganador del partido entre Kei Nishikori y Pierre-Hugues Herbert.

Precisamente, fue el francés quien derrotó a Fernando Verdasco el martes por la mañana por un marcador de 6-4 y 6-4 en una hora y 32 minutos de juego para darse el gusto de avanzar ante los ojos de su público.

Más Historias como esta